lunes, 1 de diciembre de 2014

El príncipe (Maquiavelo)

Quiero comentar antes que este libro me encargaron leerlo y reseñarlo en mi universidad, no soy de las que leen clásicos, mis lecturas pues son algo más actuales, pero cuando me fui dando cuenta que es tipo “arte de la guerra” me emocione y me anime, termine contenta de haberlo leído, me gusto, si le tome sabor, me pareció curioso, así que decidí comprármelo desde las primeras líneas que leí en pdf…


Fui a la librería y feliz mente lo encontré en esta versión de “ediciones de leyenda” y es que me gustan mucho, son más fiables y si esas introducciones de otros autores, que en lo personal a mí no me llaman la atención, aparte es un pequeño libro de buena calidad con un muy buen precio.

¿Han escuchado que, “el fin justifica los medios”? Esta frase tan famosa tiene su raíz en Maquiavelo y toma toda razón y lógica en este libro.
Mi primera impresión será  muy coloquial ya que es esa mi costumbre, y bueno es que.- nunca había leído tanta mercadotecnia política clásica en mi vida… Las estrategias que nos propone están bastante mal vistas en la actualidad pero... funcionaron y siguen funcionando hasta nuestros tiempos, claro menos brutal pero con toda la esencia maquiavélica.

Maquiavelo nos presenta un tratado “político” de su época, donde prácticamente explica las reglas que un principado debe de seguir para mantener el poder, no soy una experta, ni una lectora recurrente de libros clásicos, y que yo haya entendido múltiples puntos de este libro me hace sentir que está escrito con mucha naturalidad, por parte del autor, una naturalidad que asusta de pronto si lo reflexionas, está escrito con el fin de que alguien con mediana inteligencia lo pueda comprender, lo digo de esa manera ya que Maquiavelo mismo opina que siguiendo ciertos lineamientos, ocupar el poder no es problema aun si no se es muy brillante.

Tenemos 26 capítulos en este libro muy relacionados entre sí. Cada uno de ellos nos habla sobre diferentes tipos de principados, y cómo ha de actuar un rey sobre en ellos, así como unos consejos de como conservar el poder o de como podrías llegar a perderle, todo esto sin censura y libre de las buenas costumbres antiguas, como dije Maquiavelo dice lo que piensa, y da sus estrategias sin tener en cuenta el bien o mal como lo tenemos conceptualizado.

Sin importarle el qué dirán, o sin esforzarse por adornar la realidad, y quiero decirles que no vamos a encontrar juicios morales de cómo ser un buen príncipe o dirigente, este texto nos comenta que es mejor ser un dirigente duro y cruel que ser bondadoso, analizándolo desde su lógica, es innegable porque cuando un rey es muy bueno con sus súbditos, no se le reconoce sus méritos, ya que se piensa que es su deber que haga las cosas por el bien del pueblo y cuando se equivoca es duramente criticado, en cambio cuando es cruel y duro, los gestos bondadosos se glorifican y se valoran muchísimo más.

También en este libro nos encontramos un sin fin de hechos históricos vistos desde ese punto de vista “Maquiavélico” donde analiza las acciones de los gobernantes o líderes que lograron mantener su reinado, o llegaron a hacer grandes conquistas.

Si quieres ser un gran príncipe y un día un gran rey este libro es para ti, curioso y bueno para tener otro punto de vista de todas esas cosas injustas que tiene esta vida, le sacaras provecho a la crueldad, y aprenderás a moderar tus virtudes bondadosas ¡para que no arruinen tu reinado! La verdad es que aunque no te interese la política este libro abrirá tu mente, creo que si te interesan los negocios también te a venir bien un poco del toque de este gran personaje.

Les comento por último que si no son muy afectivos con los libros clásicos, pero les llamo la atención la visión maquiavélica, pues les tengo noticias, ya hay también una historieta para aquellos que prefieran otros formatos de cultura ;)






Bueno eso es todo... saludos¡ de 
Ayel :) 


No hay comentarios:

Publicar un comentario